Honduras

Juan Orlando Hernández confía que elección en Honduras será “ejemplar”

Más de cinco millones de hondureños acudirán a las urnas a finales de este mes para elegir al sucesor de Hernández

Telemundo

El presidente saliente de Honduras, Juan Orlando Hernández, confía que el proceso electoral en su país, a celebrarse este próximo 28 de noviembre, será “ejemplar” y reiteró que su gobierno aún no se pronunciará sobre los polémicos comicios en Nicaragua.

El presidente saliente de Honduras, Juan Orlando Hernández, confía que el proceso electoral en su país, a celebrarse este próximo 28 de noviembre, será “ejemplar”, y reiteró que su gobierno aún no se pronunciará sobre los polémicos comicios en Nicaragua.

Más de cinco millones de hondureños acudirán a las urnas a finales de este mes para elegir al sucesor de Hernández, en unas elecciones generales donde también se seleccionará a los tres designados, los diputados del Congreso nacional y del Parlamento Centroamericano y a los alcaldes y concejos municipales para el término 2022-2026.

“El Congreso aprobó una nueva estructura de autoridades electorales. Crearon nuevas instituciones y nombraron nuevo personal y nosotros les hemos dado todo el soporte presupuestario que han requerido”, indicó el funcionario en una entrevista con Telemundo 44. “Va a hacer uso de tecnología y espero que sea un buen proceso, por el bien de Honduras y sé que así va a ser.”

Los principales candidatos por el ejecutivo son la izquierdista Xiomara Castro, esposa del expresidente Manuel Zelaya, depuesto en el 2009 por un golpe de estado, y el derechista Nasry Asfura,  de la formación oficialista y actual alcalde la la capital Tegucigalpa. En los últimos sondeos, Castro lideraba la intención de voto. 

Ha sido una campaña electoral teñida de sangre. La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos sonó las alarmas en octubre, denunciando que desde las primarias a finales del 2020, se han registrado al menos 45 “incidentes graves de violencia política”, resultando en 23 muertes de candidatos, familiares, activistas y electores. 

El primer mandatario hondureño habló con este medio durante una breve parada por Washington para presentar su nuevo libro “Juntos Hicimos Historia”, el cual es “un informe que evidencia los hitos alcanzados por su Administración”, que expira el próximo 27 de enero de 2022, según la oficina de la Presidencia de ese país.

Durante la presentación en un hotel capitalino, el ejecutivo hondureño recalcó los “logros de su gobierno” para reducir la violencia en la nación centroamericana y se defendió de las acusaciones de vínculos con el narcotráfico que han marcado su paso por el poder. En marzo, un tribunal en Nueva York condenó a su hermano, el exlegislador Tony Hernández, a cadena perpetua por tráfico de toneladas de cocaína a Estados Unidos.

Hernández también se vio salpicado durante el juicio contra el narcotraficante Geovanny Fuentes Ramírez, con quien, según los fiscales estadounidenses, el mandatario hondureño "cooperó" durante años. Frente a la corte, los funcionarios estadounidenses afirmaron que estos lazos comenzaron en el 2013 cuando, como candidato a la presidencia, Hernández aceptó un soborno monetario y acceso al laboratorio de cocaína de Fuentes Ramírez a cambio de que blindara al narcotraficante, garantizando que no sería investigado y usando al Ejército para proteger sus operaciones. Hernández rechaza esos alegatos y ha asegurado que no tiene ningún vínculo criminal.

Por otra parte, Hernández también dijo que esperará ver cuál es “el resultado de la institucionalidad” en Nicaragua antes de emitir juicio sobre los comicios del pasado 7 de noviembre, que dieron una cuestionada victoria a Daniel Ortega, del Frente Sandinista de Liberación Nacional, y que le aseguran un cuarto mandato presidencial.

“Nosotros somos respetuosos de lo que sucede en cada país, es un vecino nuestro como lo es El Salvador”, dijo Hernández, cuya misma reelección en el 2017 contra Salvador Nasralla fue puesta en duda tras acusaciones de fraude e informes de irregularidades por organismos internacionales, incluyendo la Organización de Estados Americanos (OAS). 

Decenas de países, entre ellos Estados Unidos, la Unión Europea y Costa Rica, han expresado rechazo el proceso electoral en Nicaragua. El presidente estadounidense Joe Biden lo tildó de una “pantomima que no fue ni libre ni justa, y desde luego no democrática". Los principales aspirantes a la presidencia fueron arrestados en meses recientes tras ser acusados de cargos como traición a la patria o conspiración.

Esta es una historia en desarrollo. En nuestros Noticieros Telemundo 44 a las 5p, 6p y 11p tendremos las últimas actualizaciones.